miércoles, 29 de febrero de 2012

Amaiur y Bildu no se ilegalizan

El Ministerio del Interior desaconseja la ilegalización de ambas fuerzas políticas de la llamada izquierda abertzale, ya que consideran que no hay base jurídica para ello.

Es muy sensato,pero ¿qué pasa ahora con toda la sarta de ignominias que la derecha política y mediática han soltado todo este tiempo?¿Veremos a Alcaraz en la calle protestando y acusando de connivencia al nuevo Gobierno?Esta manera de hacer política calumniando y fomentando el odio, da por lo visto buenos resultados.Muy triste.Solo espero que haya unos pocos en el Congreso (no me refiero a los ultras de UPyD con su obsesión)que les pongan la cara colorá por tanta indignidad.Son demasiadas acusaciones gravísimas que no pueden quedar impunes.

Recuerdan, ¿verdad? Traiciones a los muertos, que se ha metido a "ETA" en las instituciones, que se comparte el mismo proyecto,etc.¿Y ahora qué?

martes, 28 de febrero de 2012

Venta del agua municipal

Por considerarlo de interés y usando el "copia-pega", les paso un comunicado de la Coordinadora por la Defensa de la Gestión Pública del Agua en Jerez.

Alerta máxima al pueblo de Jerez sobre la venta del agua municipal
Desde la Coordinadora en defensa de la gestión pública del agua en Jerez, queremos hacer llegar un llamamiento de máxima atención a la ciudadanía jerezana.
Dejando claro que nuestro deseo es evitar que el Pueblo de Jerez duplique o triplique el precio del agua que paga, sólo por cuestiones de rentabilidad empresarial, de quienes tendrán que amortizar la cantidad entregada al Ayto. y rentabilizar el suministro de agua al usuario. Un agua que el propio Ayuntamiento tendrá que pagar en sus dependencias municipales, así como la de los espacios públicos; como parques y jardines. El Jerezan@ acabará pagando en su factura un “rescate” que en vez de “salvar a su consistorio” engordará las abultadas arcas de una empresa que venga de fuera de España.
Nuestro afán no es en ningún caso posicionarnos en contra de ninguna sigla política, basados en el respeto a todas las libertades democráticas, confiando en la buena voluntad de todos y cada uno de nuestros conciudadanos y con la suficiencia de los datos y números fehacientes en nuestras manos, tenemos el obligado deber de hacer llegar a nuestra población que el Ayuntamiento pretende cometer uno de los mas graves errores que se haya cometido en nuestra historia local.
Seguimos entendiendo, desde nuestra organización, que el equipo de Gobierno Municipal intenta hacer lo que es mejor para Jerez y como no, que la situación en la que se encuentra nuestro consistorio raya el más absoluto escenario de bancarrota y caótica realidad económica y financiera.
Esta situación, responde sin lugar a dudas a una mala gestión administrativa que no creemos que sea el momento de analizar, después de tanto tiempo podría esperar un poco mas; no es salvar a nadie ni a nada, sin exigir responsabilidades, se trata de dar prioridad a las cuestiones en consonancia con su importancia temporal. Lo que sí que entendemos es que, en todo caso la ciudadanía que con sus aportaciones durante décadas, ha ido construyendo esta ciudad, no es la causante de esta desastrosa agonía galopante, que vivimos en Jerez.
Hablar de reorganización de plantilla municipal, de sostenibilidad de servicios públicos, de equilibrio justo entre producción y salario, eliminando privilegios que nunca se tenían que haber pagado y de implicación real de administraciones superiores que compensen servicios de competencias generales, que no debieran ser asumidas directamente por administradores de impuestos locales, es una adecuada y coherente aptitud gubernativa que podríamos discutir desde lo constructivo, pero que no tendría nuestro rechazo frontal.
Intentar salvar la situación económica del Ayuntamiento es el derecho y sobre todo la obligación de nuestro equipo de Gobierno Municipal. Y no hablamos de poner parches, si no de una real salida del pozo sin fondo en el que estamos sumidos. Pero intentar salvar un ínfimo plazo de tiempo, para seguir endeudado aun más si cabe y hacerlo por medio de un nuevo sobreesfuerzo económico de todos los ciudadanos, no es de recibo y tiene nuestro total rechazo.
Repetimos que puede que las intenciones de este equipo de gobierno, tal vez por ignorancia, queremos creer que no son tan malas como los resultados impactantes que tendría sobre toda la ciudadanía jerezana la venta del servicio de aguas. La privatización del servicio de aguas supondría la loza que enterraría para siempre la capacidad económica de nuestro ayuntamiento, a la vez que dicha operación nos costaría a los jerezanos, con más de treinta mil parados, entre 300 y 500 millones de euros.
La idea mas que incomprensible nos resulta macabra y de locos, entendiendo que además ese dinero no se queda en nuestra ciudad, si no que se le pondría en las manos durante veinticinco años a una multinacional de más allá de los Pirineos.
Esta es la triste y dura realidad con la que nos enfrentamos. Los números están echados, el proyecto sobre la mesa, luego vendrán el resto de los contratos y pliegos, basados en una Memoria que nos viene a decir que la única fuente de ingresos directos municipales, que ha venido durante muchos años siendo el colchón financiero y económico del resto de los costes del Ayuntamiento; que la única parcela fértil de nuestra huerta, la joya de la corona o la gallina de los huevos de oro se la hemos vendido a extraños por cuatro chavos, que nos dejan en la misma situación en la que estábamos.
Los números, los datos no engañan. No lo hemos hecho nosotros y son públicos. Son aun peores que los que se hicieron en otras ciudades que se privatizaron antes y que ahora no saben como salir de la trampa en la que se metieron y esto lo hemos contrastados fehacientemente con vecinos de otros pueblos de España, como es el caso de Cartagena, por citar.
La reflexión debe hace madurar. Esperamos que haga madurar a nuestra alcaldesa y eche un vistazo a la realidad de los números que le han puesto sobre la mesa. También queremos hacer madurar a nuestra ciudadanía. No estamos en ninguna guerra de ideología, de doctrina, de pensamiento; estamos buscando un hueco de razón en medio de la sinrazón; nos mueve la inquietud de buscar soluciones, no pretendemos ser un problema, pero si no permitir que se cree uno nuevo y de tamaña dimensión, ya tenemos bastantes.
Nuestro mensaje pretende ser un SOS, para que entre todos paremos esta atrocidad, que nos meterá en una espiral sin salida. Y cuando decimos todos, apostamos porque nuestra señora alcaldesa tome la delantera y nos haga respirar tranquilos, para sosegadamente, seguir construyendo nuestra bonita ciudad.
Esperamos que este equipo de gobierno y el pueblo de Jerez haga el honroso ejercicio de recapacitar y responde a nuestro SOS, como Jerez se merece.

La Coordinadora por la Defensa de la Gestión Pública del Agua en Jerez.

lunes, 20 de febrero de 2012

Los ataques a los sindicatos



Me lo olía desde hace tiempo. El ataque despiadado y fascista (sí,fascista) que están sufriendo los sindicatos desde los medios de comunicación conservadores obedece a una táctica. Se sabía que el PP iba a a ganar las Elecciones y se sabía también, pese a sus promesas, que iban a hacer todos estos recortes sociales y leyes regresivas (el que esté sorprendido es porque el único periódico que lee es el Marca y similares y los únicos debates que ve son los de Belén Esteban o de Tomás Roncero),¡¡Qué mejor que tener a la oposición desacreditada!!Y con un PSOE bajo mínimos, ¿cuál era la oposición más útil? Los sindicatos, que gusten más o menos, son imprescindibles como garantes de los derechos laborales y del Estado del Bienestar.

¿Qué hacer para que la gente no los tenga en cuenta? Tacharlos de pesebristas, subvencionados, vagos, hacer demagogia, soltar medias verdades (como el reciente "sueldo" del ugetista madrileño)o directamente mentiras (como si la Huelga General a ZP no hubiera existido).Y una vez tras otra, sin descanso.Si alguien después de una manifestación "osa" tomarse una cervecita, se le pone en portada y se da a entender que todo el mundo estaba de juerga... y se quedan tan anchos.

Una cosa quiero decir aquí, cuando la derecha ataca a los sindicatos, no lo hace a las organizaciones en sí, sino a los/as trabajadores/as. Que nadie se lleve a engaño, estos señoritingos no buscan un sindicalismo más reivindicativo, sino la aniquilación de éste y que el empresario y el capital campen a sus anchas. Y aunque a alguien le pueda sonar antiguo el término que voy a usar, la acción constante de esta derecha, ya sea política como mediática, no busca el pactismo ni el diálogo social, sino que práctica una dialéctica y una acción política, de auténtica lucha de clases sin complejos. Lo curioso es el odio que destilan, que sorprende que sea más visceral viniendo de los de arriba hacia los de abajo, cuando lo más normal sería al revés.


Hay gente que se queja por cierto, de que los sindicatos no hacen nada. Y yo me pregunto, ¿y usted qué hace? ¿Se manifiesta? ¿Defiende a sus compañeros/as en el curro? ¿Hace algo?

"Sindicato" somos todos/as los trabajadores/as (incluyo desempleados/as) y los derechos los tenemos que pelear todo el mundo, desde una perspectiva solidaria, alejada de visiones egoístas corporativas.

Si no nos movemos, vamos a estar aún más jodidos/as de lo que ya estamos.

martes, 14 de febrero de 2012

Educación, ni un paso atrás

En un debate cara entre Aznar y Felipe González en el año 1993, éste último le dijo al primero que muchos jóvenes desconocían cómo se había construído la democracia y citó algunas leyes que suponían derechos y ampliaciones de libertades en nuestro país y que contaron con el rechazo de la derecha.

Y es verdad, si yo les preguntara qué leyes ha aumentado su libertad con un gobierno conservador, seguramente no sabrían qué decir ... salvo que sea empresario de la construcción.

Y digo ésto porque a veces nos olvidamos de dónde venimos y que lo que tenemos no ha caído del cielo, sino que son conquistas que se han peleado duro para conseguirlas (y que se pueden perder fácilmente).

El motivo de este artículo es un pequeño recordatorio de lo que hemos avanzado en los últimos años, sin menoscabo de los problemas existentes, ni propio de un conservadurismo autocomplaciente.
Y ante las opiniones, insidias y demagogias, nada mejor que datos(sacados del Grupo Joly, que no se caracteriza por ser afín al partido gobernante en Andalucía):

Andalucía, bajo Gobierno socialista, se hace cargo de las competencias en materia de Educación en enero de 1983. La situación de la época era de una población con más de un 15% de analfabetismo, que no es propio de Alemania con la que nos gusta siempre compararnos para echarnos abajo a nosotros mismos, sino los de un país en vías de desarrollo. En tres décadas el analfabetismo ronda un 3,9 % (sí, un 0,0001 ya es mucho)con un ritmo dos veces superior al resto de España.

Se empezó a obligar a los centros públicos a admitir a personas de ambos sexos, se incrementó la atención en barrios marginales y se intensificó la Educación secundaria llevandola hasta los 16 años, entre otras cosas.

En 1981 impartían enseñanzas secundarias 197 centros públicos, hoy son 884 los institutos de ESO, Bachillerato y FP. Los últimos presupuestos suponen una inversión que incrementa en un 400 % con respecto a los de hace 20 años y de 5 con respecto a 1988. Nuestra comunidad dedica un 5,5 % de su PIB a Educación, lo que supone más de 2,5 puntos con respecto a la Comunidad de Madrid, según los últimos datos conocidos del año 2009.

Y sí, hay un fracaso escolar preocupante, amén de otros fallos, que no solucionaremos quitando a los "torpes" del sistema para maquillar datos, ni dejando la Educación en manos de sectas religiosas ultraconservadoras, ni elitizándola.

Y estoy de acuerdo también en que hace falta un cambio en Educación y en otros ámbitos...¿pero lo queremos para progresar o para retroceder?¿Inversión o recorte?¿Derecho o negocio?

De nosotros/as depende. Por mi parte, no será ni por acción ni por omisión, el que permitirá el debilitamiento de la Educación de todos/as.

viernes, 3 de febrero de 2012

Los enfermos crónicos viven del sistema

Ojito a la frase de la viceconsejera de Asistencia Sanitaria de la Comunidad de Madrid, Patricia Flores: “¿tiene sentido que un [enfermo] crónico viva del sistema?”

¿Qué, cómo se les ha quedado el cuerpo? Derrocha sensibilidad y empatía con las personas que sufren , ¿verdad?

Y una frase tan inmoral e indigna como esa,pasará de puntillas en el debate político. Es mejor machacar a alguien por decir algo como "miembra".¡¡Ha dicho "miembra"!¡Qué barbaridad!

El 25 de marzo ya saben, a darles la mayoría absoluta para que gestionen nuestra Sanidad a personas de semejante catadura moral, carentes de la más mínima empatía. Personas que no creen que los/as ciudadanos/as deban ser tratadas como personas, sino como clientes. Tanto tienes, tanto vales.


El día que la palmen arderán todos en el infierno, por muchos colegios católicos que abran en la Tierra.

¡Qué triste, de verdad!